Cayo Santa María

Cayo Santa María

El Cayo Santa María posee una longitud de 21,4 kilómetros cuadrados, está ubicada en la porción media del archipiélago Jardines del Rey, al norte de la región central de Cuba. Internacionalmente es reconocido por el esplendor de su entorno natural y la existencia de lugares de alta calidad que brindan a sus visitantes una experiencia inolvidable.

Está rodeado de pequeñas colinas onduladas y acantilados que amenizan el paisaje, Cayo Santa María presenta una configuración alargada y estrecha (poco más de 13 km de largo y 1,6 km en su porción más ancha) dispuesta de este a oeste.

Cayo Santa María en Cuba

Dicen que es el Cayo más bonito de Cuba y aunque nadie reside allí, sí encontrarás varios hoteles por la zona. A pesar de eso, los paisajes son vírgenes y el Caribe más soñado se extiende ante quien se acerca a descubrirlo. Un lugar imprescindible si visitas el norte de Cuba.

Qué ver y visitar en cayo Santa María

Puedes entrar al Parque Nacional y bañarte en sus playas sin estar hospedado en ninguno de los resort de la zona.

Se puede disfrutar de los siguientes sitios:

  • Delfinario de cayo Santa María, está ubicado en medio del mar, muy próximo a la carretera artificial que une el cayo de la isla principal, permitiendo su acceso en auto. Después del show se puede interactuar con los delfines.
  • Plaza La estrella o Pueblo La Estrella, es un mercado turístico que simula un pueblo. Funciona como un centro comercial al aire libre, donde podrá encontrar, tiendas de artesanía local, cigarros cubanos y ron. Cuenta además con varios restaurantes, bares, bolera, spa, gimnasio, parque infantil, oficina de correos y una discoteca con capacidad para 200 personas.
  • Playa de arena fina y azul turquesa, es una playa virgen, muy tranquila, ideal para descansar y relajarse. Al atardecer, con la bajamar se puede observar hermosos peces de colores en la orilla.
  • La iglesia San Juan Bautista de Remedios Es una iglesia barroca única pues posee una escultura que representa a la virgen embarazada.
  • Centre de Plongee, Marina Gaviota a Cayo Santa María, Si de practicar snorkel se trata es la mejor opción para hacerlo.
  • Meliá Buenavista Spa: Se disfruta de un maravilloso relax, especial para parejas que quieran vivir momentos mágicos.
  • Plaza Las Dunas: Aquí encontrará la artesanía adecuada para cada momento, especial para obsequiar recuerdos.
  • Santa María Beach: Lugar ideal para interactuar o conectarse con cubanos y visitantes, ya que el lugar es totalmente apacible y relajante.

Su costa norte posee extensas playas de fina arena blanca y aguas cristalinas aterciopeladas de sorprendentes tonos verde azules (Matamoros, Madrúguilla, Cañón, La Estrella, Las Caletas, La Colorada, Perla Blanca, Los Delfines y Las Gaviotas), con una infraestructura hotelera armónicamente integrada al entorno que lo han convertido en uno de los principales polos turísticos del país caribeño. El sur, sin embargo, está ocupado por manglares y lagos, formando varias ensenadas (La Oliva, Pelo de Oro y Santa María).

Hasta hace poco tiempo Cayo Santa María era solo conocido por pescadores de la costa norte del país antillano, aunque se han encontrado evidencias arqueológicas de asentamientos aborígenes y de grupos humanos más recientes que denotan la utilización del cayo para la extracción de carbón vegetal y la ganadería de subsistencia.

No sería hasta la construcción del terraplén que lo enlaza a Cuba que se haría accesible para las presentes generaciones de la mano del turismo. No obstante, desde antiguo ha estado rodeada de una particular atmósfera de leyenda y misterio en la que se conjugan amor y piratería, como el presunto enterramiento en alguna de sus playas del tesoro de Mazzarelli y Tambasco, temerarios piratas del siglo XVIII, o la historia de Rosa María Coraje, tratando de hallar desesperadamente a su prometido a través de sus arenales.

Los visitantes se acercan hasta esta pequeña isla, al norte de Cuba, para disfrutar del sol, nadar en las brillantes y azules aguas. Para explorar la cultura cubana, tendrás que dirigirte a otros lugares (este es un complejo turístico planificado, se traslada a los empleados en bus), pero si simplemente buscas una escapada tropical para librarte del estrés, puede que Cayo Santa María sea perfecto para ti.

Qué hacer en Cayo Santa María, Cuba

A esta hermosa área de Cuba se puede llegar a través de una carretera panorámica en la que podrás admirar la belleza natural de la isla. Bahías de tonos azul turquesa, abundante selva y el cálido ambiente de una isla caribeña. En esta zona de Cuba se encuentran emocionantes actividades de aventura, ecoturismo, además de sol y playa y excelente gastronomía. Visita un nuevo destino en Cuba y descubre más de esta espectacular isla.

Naturalmente, en Cayo Santa María el protagonista es el mar. Al lujo que supone bañarse en fabulosas playas de aguas turquesa, en un paraje de gran riqueza natural- que es reserva de la Biosfera, se la incluye la posibilidad del máximo disfrute del mar en todas sus dimensiones.

Salir de excursión todo el día en un gran catamarán (embarcación de vela), navegar en pequeñas lanchas a motor por el mágico laberinto de canales, cayuelos (desembarco) y piscinas naturales de la cayería de la herradura. Un lugar ideal para encontrar sábalos, peces, anticuados, armaduras y doradas de gran tamaño (no por gusto la zona es conocida por los pescadores como el paraíso del sábalo (sardinas). Puedes disfrutar al aire libre de sus parques, practicar tus deportes favoritos, hacer un recorrido en la plaza colonial, con artesanos maravillosos, cordiales y alegres, posee un bar con forma de proa, y un faro donde se puede acceder y ver en una panorámica el lugar, hay dos spa donde se toman descansos totalmente placenteros después de un día de disfrute total.

Es buena zona de snorkel, practicar este deporte en uno de los arrecifes de coral es fantástico ya que nadas entre los peces de colores y las aguas cristalinas. Así como también puedes practicar nado con delfines, lo cual representa una experiencia maravillosa. Posteriormente se hace un paseo en lancha por Cayo Las Brujas, muy divertida y con algo de adrenalina. y si se visita al barco encallado se observa la ruta de manglares, un paisaje muy agradable.